Reseña | Kimetsu no Yaiba – Capítulo Final

lightbulb_outline ¡Advertencia! Esta reseña sobre Kimetsu
no Yaiba
capítulo final contiene
spoilers. Si aún no has visto el episodio, te recomiendo que vayas a checarlo y
después regreses a leer la reseña.

Episodio
26: Una nueva misión

Kimetsu no Yaiba capítulo final inicia con la culminación del entrenamiento y recuperación de los chicos. Pero no son los únicos avanzando Muzan está haciendo lo propio, tras convocar a las restantes cinco lunas menguantes, Kibutsuji descarga su decepción e ira en ellos al asesinarlos, dejando vivo solamente a la luna menguante uno. Es tiempo de emprender la partida, Tanjiro y compañía han recibido nuevas órdenes, por ende se despiden de los habitantes de la finca mariposa. Esta nueva misión tendrá lugar en un tren, y la única certeza que los acompaña es el saber que pase lo que pase permanecerán juntos.

El
jefe Kibutsuji

Desde su primera aparición en
el episodio siete, no habíamos vuelto a tener una participación muy activa de
este villano, pero bueno dicen que todo lo bueno se hace esperar y solo queda
confirmarlo con esta reciente aparición de Muzan. Dejando de lado las bajas
pasiones que pueda, o no, despertar la versión femenina de Kibutsuji, lo que
llama la atención es lo sombrío y funesto de su participación.  La frialdad y la rapidez con la que se deshizo
de todas las lunas menguantes es algo de temer, no solo deja en evidencia su
fuerza también su completa falta de empatía hacia otros, incluyendo a sus
propios seguidores.

Esto último me hizo pensar en ‘el patrón’, ya que en términos de jerarquía él sería la contraparte de Muzan. La razón de que lo mencione es por la obvia comparación que se puede hacer entre ambos, y no hablo de una comparación física. Kibutsuji y ‘el patrón’ son dos caras de la misma moneda, uno es un líder que inspira respeto e incluso cariño, el otro es un jefe vil, déspota y cruel. Pero en general creo que la mayor diferencia entre ambos recae en sus naturalezas para dirigir, ‘el patrón’ parece emplear una técnica de amor filial, mientras que Muzan gobierna a través del miedo. Vale la pena que entiendan las diferencias entre los adjetivos que empleo para cada uno.

Ya que he mencionado el
miedo, creo que es importante no quitar el dedo del renglón con este punto. Como
líder Kibutsuji fracasa estrepitosamente, en sus filas no existe lo más
esencial que es la lealtad; por esta razón debe recurrir al miedo, ya que si
inyecta el suficiente miedo en sus seguidores, no habrá manera en que estos lo
traicionen. Todo esto queda en evidencia cuando se desestabiliza al comprender
que sus lunas menguantes les temen más a los Pilares que a él, una evidente
señal de que será traicionado cuando haya algún Pilar involucrado.

La
despedida

En fin, pasando a un tema un poco menos denso es tiempo de hablar de las despedidas. Ya que finalmente los chicos se han recuperado es tiempo de que emprendan su propio camino y abandonen la finca mariposa. Un tema muy apropiado para el final de temporada, un adiós, o mejor dicho, un hasta pronto.

Si tuviera que elegir, diría
que son tres los momentos que enmarcan esta despedida: el primero se da entre
Tanjiro y Aoi, un momento clave por lo significativo de las palabras que
Tanjiro le deja, saber que tus ideas acompañan a otros puede recuperar la
confianza de muchos; el segundo momento se da entre el mismo Tanjiro y Kanao,
nuevamente las acciones y palabras de Tanjiro crean una nueva percepción en la
persona que las recibe, el corazón es otro musculo que debemos fortalecer para
poderlo escuchar, eso es algo que Kanao hará a partir de ahora; finalmente el
tercer momento se da al final del episodio, a manera de cierre vemos alejarse a
nuestros chicos en el tren, un momento acompasado por la esperanza, porque por
sobretodo en Tanjiro prevalece el deseo por permanecer a lado de su hermana y así,
juntos, encontrar la forma de recuperar su humanidad.

Con cada encuentro llegara, necesariamente, una despedida, pero eso no es el final pues siempre existirá la posibilidad de un reencuentro. El mejor ejemplo de esto es con Rengoku, aunque pudimos apreciarle por un par de segundos, su verdadera reaparición será hasta el estreno de la película. Como dije, este episodio no es un adiós, sino un hasta pronto. Aunque aún no sabemos cuándo volverá, al menos sabemos que cuando lo haga será de manera épica con uno de los arcos más interesantes del manga, el hype es inmenso.

Al
final, ¿qué nos dejó Kimetsu no Yaiba?

Tristemente la temporada ha
finalizado y es tiempo de dejar ir uno de los mejores animes que hemos visto en
años, y no creo estar exagerando. En fin, es el momento de reflexionar en lo
que nos ha dejado esta serie. En primer lugar, y es algo bastante obvio, debo
mencionar que este anime nos ha dejado la mejor animación de todo el 2019. Y aunque
soy consciente que el año aún no ha terminado, con mucha sinceridad diré que
dudo enormemente que aparezca un anime que supere en animación a Kimetsu no Yaiba.  (Las películas no cuentan, jamás podría elegir
entre ufotable y el impecable diseño de Makoto
Shinkai
).

Lo segundo que mencionare es el amor por la obra original, desde hace años hemos sido testigos de cómo se han descarrilado grandiosas historias debido al trabajo de adaptación, sin embargo es un placer contemplar que Kimetsu no Yaiba no cayó en esta terrible maldición, de hecho, me atrevería a decir que parte del éxito de esta serie recae, precisamente, en el trabajo de adaptación. Hay un trabajo a conciencia para mantener la esencia de la obra original, rellenar algún hueco argumental e incluso darse una que otra libertad para crear algunos detalles originales. Sin lugar a dudas es una adaptación muy bien lograda, no es 100% fiel al original pero eso es obvio. (Si no les resulta tan obvio quizá puedan leer este artículo).

Kimetsu
no Yaiba
puede no ser la historia más original pero consigue brillar
por sobre otras obras, ufotable se encargó de que así fuera. No solo la animación
es preciosa, el diseño de sus personajes es un gran atractivo visual, hay una
creciente línea de tensión que se va desenvolviendo en la historia,
argumentalmente es sencilla pero brutal, empatizar con sus personajes es casi
una necesidad. Finalmente, y no menos importante, el ost es simplemente
maravilloso, su opening y ending son insuperables, y sus insertsong no son
diferentes, pero la más es y será: Kamado Tanjiro no Uta.

Comentario
final

Kimetsu no Yaiba capítulo final ha sido un episodio vertiginoso, hubo risas, despedidas, momentos de tensión y un anuncio que nos ha dejado con un hype impresionante. No cabe duda de que este ha sido uno de los mejores cierres que hemos tenido en esta temporada, sobretodo porque sabemos que no es un adiós definitivo y que nuestros cazadores de demonios volverán en algún momento del 2020 0 2021, ojala sea 2020 aún no hay información.

En fin, es momento de darle una nota final a esta maravillosa serie, mi puntuación personal será de 92/100. Así es, me deshice en halagos para que al final no le diera el 100, es más ni siquiera supero a Banana Fish en mi escala de notas. La razón es simple, amo con locura su animación, estoy enamorada de sus personajes en especial de Zenitsu, sin embargo no puedo pasar por alto el argumento cliché y la lluvia de tópicos de su género que están presentes en toda la historia. Pondré mis esperanzas en que sacaran una segunda temporada y ahí subirá mi nota, el manga continua y vaya que los arcos por venir son increíbles.   

Finalmente, es tiempo de cerrar con esto, no sin antes preguntar: ¿Qué les ha parecido este episodio? ¿Ustedes qué nota le otorgarían a esta temporada? ¿Cuánto tiempo calculan que deberemos esperar por la película? Y volveré al ataque con esta pregunta ¿creen que tendremos una segunda temporada, quizá después de la película?

La entrada Reseña | Kimetsu no Yaiba – Capítulo Final se publicó primero en Kudasai.

via Kudasai https://ift.tt/2oqD573

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.